VisitMenorca.com

Hoteles y apartamentos en Menorca

Esta playa es un auténtico tesoro natural. Su nombre hace clara alusión al color turquesa de sus cristalinas aguas. Se trata sin duda de una de las playas vírgenes más bellas de la isla. Su arena es fina y de tonos blancos, a veces aparece cubierta de posidonia; una planta marina que nos indica el buen estado de conservación de la playa. En sus alrededores podemos visitar la Talaya d’Artrutx; una torre de vigía que constituye un mirador majestuoso sobre la costa.

Esta playa es bastante concurrida por su fácil acceso en vehículo ya que el aparcamiento se encuentra a pocos metros de la costa. Podemos llegar hasta este paraíso turquesa saliendo desde el centro urbano de Ciutadella en dirección al camino rural de Sant Joan de Missa.