VisitMenorca.com

Hoteles y apartamentos en Menorca

¿Conocer Menorca a bordo de un velero? ¡Me apunto!

Si te gusta navegar, el mediterráneo es siempre una buena idea. Bordear Menorca, descubrir preciosas calas vírgenes y nadar en sus claras aguas te cautivará.

Alquilar un barco entre amigos no ha sido fácil. Hay mucha variedad y mientras unos queríamos un velero, otros preferían el típico llaüt menorquín. Y, cómo no, había quien optaba por una lancha que nos llevara a toda velocidad de una a otra cala paradisíaca.

Navegando5

El primer día navegamos con un velero. Poder izar las velas y navegar en silencio disfrutando de la belleza de la costa de Menorca,… ¡es maravilloso! Afortunadamente hacía un día muy bonito con un cielo limpio y luminoso. Comenzamos la primera ruta: del puerto de Mahón hasta el puerto de Fornells.

Una isla minera que fue lazareto

El puerto de Mahón es especial: el acantilado y la ciudad en lo alto, por un lado; urbanizaciones de casas entre el campo y el mar, por la otra. Salir de la bocana es salir a un mundo nuevo que estamos dispuestos a explorar.

El viento llega del sur y nos va perfecto porque nos dirigimos al norte de la isla. Bordeamos La Mola y dejamos a un lado la playa de Sa Mesquida. Pronto llegamos a la Isla des Colom, un pequeño islote que antiguamente se utilizaba para el cultivo y la minería pero que actualmente es residencia de verano de los propietarios.

También fue un lazareto provisional a finales del siglo XVIII, cuando Menorca recibía los esclavos españoles liberados por Argelia. Como en el puerto de Alicante no les dejaron desembarcar, pasaron la cuarentena en este islote.

Navegando6

¿Nos perdemos?

Juan dice que la isla está en venta. Empiezo a soñar: “si yo tuviera mucho dinero, la compraría y me perdería en ella. Me dedicaría a vivir, cultivar un huerto, pescar en el mar y estar todo el día en la playa”.

Blanca se ríe: ¿nos invitarás a todos a pasar las vacaciones contigo?. No le contesto porque estamos haciendo maniobras para fondear. Una de las calas está desierta y vamos a aprovechar para nadar un rato.

Cuevas submarinas

Antes de llegar al puerto de Fornells hemos visto unas cuantas cuevas submarinas. Hemos parado un rato y algunos han nadado hasta ellas para verlas de cerca. Había un grupo de personas que habían ido en kayak y buceaban por la zona. Hay muchas empresas que se dedican a organizar actividades naúticas en la isla.

Después de ver los acantilados, llegar al puerto de Fornells y ver la línea de palmeras y pequeñas casas blancas es todo un espectáculo. ¡Precioso! Daremos un paseo, comeremos y saldremos a navegar de nuevo para pasar la tarde en alguna cala tranquila.

Hasta Cala Galdana

Comienza un nuevo día y nueva ruta: desde el puerto de Ciutadella hasta Cala Galdana. Esta vez en un catamarán que nos ha parecido cómodo y original.

Un puerto coqueto y lleno de vida del que salimos para descubrir algunas de las calas más conocidas de la isla: Macarella , Macarelleta  y Cala Turqueta.

La costa del sur es muy diferente a la del norte. Esta es suave, con mucha vegetación y la piedra es más clara, igual que la arena. Nos llama la atención el color del mar. El sol se refleja en él y, a veces, parece que estás viendo el arco iris.

Estrellas y erizos

Llevamos comida y bebida en el barco para poder fondear donde más nos apetezca. Decidimos quedarnos al lado de Macarelleta. Este lugar es increíble y las aguas tan claras que, buceando, vemos perfectamente el fondo.

Navegando

Las estrellas de mar de color rojo destacan entre la arena. Oscuros erizos y peces de todos los colores que se acercan a nosotros. El agua está fresca aún pero no nos importa porque merece la pena.

Nadar, practicar snorkel, hacer fotografías de los paisajes idílicos que hemos visto,… ¡qué tranquilidad! Hemos acabado viendo la puesta de sol desde el mar. Hoy dormiremos de maravilla en el hotel después de disfrutar del spa.

Navegando1

¿Te gusta navegar? ¿Surcar las tranquilas aguas del Mediterráneo para llegar a rincones vírgenes que son de difícil acceso por tierra? Te sentirás bien: el mar, el sol, el viento,… Prepara el viaje con tus amigos. Podéis alquilar un barco o uniros a alguna excursión programada. Os gustará.

Comunidad